HISTORIA
DEL VINO


DEBATE: ¿FINURA
O POTENCIA?


LA CATA
EN IMÁGENES


ORIGEN Y
VARIEDAD


LEY DE
VITIVINICULTURA


EL MERCADO
EN EUROPA


EL CORCHO

COCINA DE RIOJA

LA AÑADA 2001

OPINIÓN: ORO NEGRO U ORO DE LOCOS

RECETAS DEL RIOJA

ENTREVISTAS





CRÉDITOS

 

Crítico de Vinos del diario El País. Propietario del Grupo de Comunicación Vinum, Archigula y Mivino, entre otras publicaciones.


Carlos Delgado: Denominación como calidad
por Pablo G. Mancha

Un grupo importante de bodegas se ha desmarcado con vinos de alto precio, que desde luego no son para el consumo diario. ¿Valen todos esos vinos lo que cuestan?
- Los precios los pone el mercado y si un un vino sale a un precio desorbitado lo más posible es que acabe quedandoselo el bodeguero. Lo que sí es cierto es que esta clase de vinos tienen costos de producción muy superiores, tanto por las condiciones de los viñedos, selección manual de las uvas, estado sanitario y un envejecimiento en barricas de roble de la máxima calidad. Todo ello, unido a una producción pequeña, hace que los precios de salida sean elevados. El resto responde a un fenómeno de mercado y quizás desde el punto de vista de la crítica estén sobrevalorados porque son vinos más aparentes que reales, de un gran impacto inmediato, pero que posiblemente tengan una evolución no muy buena.

- El debate desde hace unos años se centra entre los vinos finos y los más potentes. ¿Siguen teniendo cabida los primeros?
- El gusto del consumidor ha cambiado hacia vinos con más polifenoles, pero nunca deben perder la finura. La ecuación magistral del vino es aunar equilibradamente la potencia con la finura. El gran vino será siempre un vino fino, que no escuálido.

- Hace unos años faltaba vino y ahora sobra. ¿Qué ha pasado?
- El vino se consume cada vez menos, aunque es cierto que ha crecido el consumo en los vinos de calidad y en los superiores, pero se ha reducido hasta niveles dramáticos el vino mediocre. Sin embargo el viñedo sigue estando concebido, en su mayor parte, para grandes producciones. La gente bebe menos pero bebe mejor y se sigue produciendo mucho pero regular o malo.

- El mundo del vino evoluciona muy rápido, pero las legislaciones, muy lentas ¿Están los legisladores por detrás de los operadores?
- Sin duda, por eso hay operadores que se tienen que saltar las reglamentaciones a la torera. El gran problema estriba que la globalización ha generado unos mercados con unas reglas del juego en las que hay que estar en condiciones de igualdad con los competidores más poderosos, que son los del Nuevo Mundo. Y en esos mercados exteriores hay que jugar con las armas con las que juegan ellos, porque sino se está condenado a fracasar.

- ¿Nos comerán la tarta los denominados vinos emergentes?
- En Inglaterra ya se la han comido a los franceses. Y eso sólo es el principio, porque Australia es un país sin trabas legales -excepto los registros sanitarios- y con unas posibilidades vitivinícolas impresionantes. Al mismo tiempo hay unos bodegueros que saben que su futuro está en la exportación y que se están comiendo el mundo. Hay que estar en ese segmento medio-alto que es donde está el mercado europeo y donde hemos sido materialmente barridos.

- ¿Tiene que evolucionar el sistema de denominaciones?
- Ha de ser revisado en el sentido de convertir la D. O. en un garante de calidad y no sólo de origen. Es muy difícil que una D. O. extreme los controles de calidad hasta el extremo de negar la contraetiqueta a vinos que no deben estar en el mercado, y el caso más sangrante es Rioja -nuestra principal zona vitivinícola- donde se pueden encontrar en el mercado vinos, por vulgares y anodinos, que no merecerían llevar la misma contraetiqueta que tiene un vino excepcional que está en el mundo obteniendo grandísimas puntuaciones.

- Rioja se plantea el cambio hacia un sistema de doble calificación. ¿Qué fórmula le parece más adecuada?
- Una muy similar al sistema bordolés. Un Rioja genérico, sin especial contraetiqueta y ser un vino barato, competitivo y bien elaborado. A partir de ahí habría tres niveles superiores. El más alto, llamado 'vinos de pago', los elaborados con uvas propiedad del mismo criador y con un control estricto en producción y calidad. En medio deberían existir dos tipos más, uno lo que es hoy la DOC Rioja, que estaría por encima del genérico y otro que representaría a lo que hoy se entienden como reservas y grandes reservas, aunque yo les daría otro nombre, porque son conceptos pasados y en algunos casos aberrantes.

- ¿Cuáles son sus gustos?
- Me gustan los vinos con finura y elegancia dentro de un cuerpo y una estructura poderosa. Esos son los vinos que no cansan y que se pueden consumir en todas las circunstancias.

- ¿Un buen momento alrededor de una botella de vino?
- La verdad es que no puedo recordar ningún momento bueno de mi vida que no haya estado presidido por un buen vino.


LAS MEJORES CITAS

Jesús Sáez: "Si seguimos haciendo vinos de calidad, seguiremos estando en primera línea"

José Peñín:"Los cambios radicales en zonas como Rioja son difíciles"

Carlos Delgado:"La ecuación magistral del vino es aunar equilibradamente la potencia y la finura"

Víctor de la Serna:"El modelo actual no otorga libertad ni garantiza la calidad"

Andrés Proensa:"La legislación no concede alternativas a los que quieren trabajar con libertad"

Pedro Sanz:"Admito que quizás se produjo una distorsión en la tramitación parlamentaria de la Ley de Drogas"

Ángel de Jaime Baró:"Ha pasado el tiempo de los silencios y las tres administraciones deben defender el Rioja"